Inicio > Personas, Uncategorized > Cámaras de Comercio ¿Caballo de Troya contra el Gobierno de España?

Cámaras de Comercio ¿Caballo de Troya contra el Gobierno de España?

Seguimos muy de cerca el “culebrón” que se está gestando con el asunto de la desaparición de la cuota obligatoria a las Cámaras de Comercio, tanto por nuestra relación personal con bastantes de sus trabajadores, como por curiosidad ya que los movimientos que se están produciendo son dignos de analizar.

Anteayer en El País, Xavier Ribera (supongo que un periodista de la edición valenciana) publicó un artículo (Las cámaras y el poder · ELPAÍS) que a mi entender tergiversa el fondo del problema y lo presenta como uno más de los “desatinos” de los socialistas en el poder, que ya desde Felipe González se habían conjurado para acabar con las Cámaras por ser “incontrolables” políticamente.

Viniendo de donde viene dicho artículo todo huele a que el tema de las Cámaras va a ser utilizado como arma arrojadiza contra el gobierno estatal, no de una manera evidente pero si a través de artículos similares.

Como he dicho creo que el artículo no entra en el fondo del problema y no analiza los movimientos que ya se están produciendo en todas las comunidades autónomas para hacer frente a esta nueva situación, que la mayoría de los empresarios aplaudimos.

No queremos que las Cámaras desaparezcan, lo que queremos es que se adapten a la realidad actual, que no compitan deslealmente  contra las empresas que las financian y que ajusten sus gastos a los ingresos reales.

Creemos que la solución pasa por realizar servicios para las administraciones, con mayor calidad y a menor coste que otras estructuras creadas “artificialmente” y recibir una financiación por esos servicios, que deberán ir destinados a mejorar la competitividad de las empresas españolas, principalmente de las pequeñas y los autónomos.

Si alguien quiere seguir la evolución del caso, no tiene más que entrar en alguna agencia de noticias y seguir los comunicados y noticias que se están produciendo en estos días.

No quiero finalizar este post sin ofrecer  mi más completo apoyo a las personas que trabajan en todas las Cámaras de España, verdaderos artífices de unos servicios de calidad y principales afectados por este conflicto, que amenaza con llevarse por delante empleos de personas que no tienen ninguna culpa de los excesos que han motivado la decisión del gobierno.

      Anuncios
      1. Leopoldo Roldán
        30 diciembre, 2010 en 16:36

        or propio interés, leo cuanta información me llega acerca de este ‘proceso’ y cada día me quedo más atónito por las diferentes opiniones y argumentos muchos de ellos difíciles de rebatir por carecer de toda base.
        No competir con las empresas… ahora que necesitan ingresos es cuando las Cámaras entran en la liza en igualdad de condiciones y van a ser auténticos competidores sin el lastre de la cuota que esas empresas aportaban.
        Y ¿qué pasa con lo de órganos consultivos’ de la administración? ¿Van a serlo ahora las Federaciones y Patronales?
        ¿Quiere el pequeño empresario y el autónomo que las Cámaras sigan el patrón de otros países en que son verdaderos ‘lobbys’ de las grandes empresas?
        En mi caso, tras 10 años atendiendo a demandantes de empleo me quieren decir que no he aportado nada a la sociedad a cambio de la ‘cuota’…
        Quizá el error de las Cámaras es el de no haber sabido vender sus éxitos lo suficiente, junto con muchos fallos más -como todos- pero ahora ya la cosa no tiene remedio.
        En cualquier caso, sea o no lo sea una medida justa, no se puede decretar a golpe de efecto.

      2. 9 enero, 2011 en 18:31

        Estimado Leopoldo:
        Tras el paréntesis de las vacaciones navideñas aprovecho para poner en orden mis temas y contestar a tu amable comentario que agradezco.
        Como sabes trabajé 11 años en una Cámara (la de Valladolid) y creo que hay opciones a la supervivencia de las cámaras sin competir con las empresas. Estas vienen de convertirse de verdad en organos consultivos de las administraciones y de aprovechar los fondos de las mismas para abrir nuevos mercados, cosa que ya hacían algunas Cámaras cuyo Pleno les había prohibido entrar en temas en los que pudieran hacer competencia a sus empresas y sin embargo sobrevivían (vease Cámara de Mallorca). Esta es la vía que yo propongo.
        Creo que las Cámaras han aportado mucho a la sociedad, lo triste es que muchas administraciones no lo han visto o no han querido verlo y han preferido crear organismos paralelos más caros y menos eficientes.
        Comprendo tu punto de vista, que sería el que yo tendría si siguiera en la Cámara, pero los tiempos cambian y los entornos tambien y debemos adaptarnos.
        Reitero el agradecimiento a tu comentario. Recibe un cordial abrazo

      1. No trackbacks yet.

      Responder

      Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

      Logo de WordPress.com

      Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

      Imagen de Twitter

      Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

      Foto de Facebook

      Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

      Google+ photo

      Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

      Conectando a %s

      A %d blogueros les gusta esto: