Archivo

Posts Tagged ‘rrhh’

Personas ¿2.0?

27 noviembre, 2010 1 comentario

Seguimos con nuestras neuras y ya no sabemos si somos victimas de una “profecía autocumplida” o es que cuando se habla de las personas en las organizaciones todo se resuelve con banalidades y tópicos o exponiendo herramientas y prácticas que difícilmente podría utilizar una Pyme.

Podríamos  poner muchos ejemplos, como el habitual de “las personas son el activo más importante de mi empresa” (y luego el clima en la misma es completamente tóxico), pero querría comentar nuestra opinión sobre una de las mesas del Foro de Innovación de la Rioja 2010 al que acudimos los días 24 y 25 de noviembre.

Somos conscientes de que al tratarse de un foro muy amplio, no podíamos esperar un monográfico sobre gestión innovadora de personas, pero nos hubiera gustado que las personas que expusieron ponencias hubieran roto una lanza por la innovación a través de las personas, en especial en las pequeñas empresas donde es menos difícil iniciar un proyecto innovador.

Gestionar el talento es muy importante, pero antes deberíamos saber qué talento necesita nuestra organización, como reclutarlo y cómo mantenerlo motivado para que desarrolle propuestas innovadoras.

No quiero decir con esto que las ponencias no fuera adecuadas o fueran aburridas, todo lo contrario.  Todos los ponentes nos ofrecieron propuestas y proyectos muy interesantes, tanto Dolors Reig como Aitor Vallejo, Joan Riera o Carlos Bezos, pero nos sigue faltando algo.

La residencia de tercera edad con 15 trabajadores, el pequeño supermercado familiar con 8 o 9 empleados, la empresa de transportes con 4 o 5 también son empresas que necesitan innovar y que tienen que innovar con sus personas, pero no encuentran referentes asumibles y parece que el entorno 2.0 sigue sin ofrecerselos.

No pretendemos dar lecciones a nadie, lo que queremos es dar a conocer una situación real y generar un debate que pueda conducir a modelos de utilidad para la generación de valor a través de las personas en empresas de reducida dimensión y en sectores mas o menos tradicionales.

Esperamos vuestra colaboración en ese sentido

Dirigir personas en las pequeñas empresas

21 noviembre, 2010 1 comentario

Desde hace un tiempo venimos dándole vueltas a la necesidad de escribir un post sobre un tema que nos parece vital y que consideramos muy poco tratado en el mundillo de la gestión de personas, ya sea 2.0, 1.0 ó -1.0.

Nos gustaría comenzar con una breve estadística extraída del DIRCE (Directorio Central de Empresas del Instituto Nacional de Estadística), según la cual del total de empresas españolas existentes en 2010 (3.291.162), un 53,9% no tienen trabajadores y un 41,15% tienen entre 1 y 9 trabajadores.

Estos datos se ajustan perfectamente a nuestra experiencia con las Pymes, generado a través de la colaboración que mantenemos con la Fundación Incyde del Consejo de Cámaras, participando  desde 2007 en diversos programas, en el área de gestión de personas y prevención de riesgos laborales.

Los datos y nuestra experiencia nos muestran una realidad que lamentablemente no vemos reflejada cuando buceamos o navegamos en el mundo de los blogs, las publicaciones, las web y los congresos relacionados con la gestión de personas. Cuando se exponen herramientas o experiencias de gestión de personas, siempre se trata de herramientas y buenas prácticas útiles únicamente para empresas de un tamaño mediano o grande,  ya que las empresas pequeñas están, por lo general, a años luz de esos modelos.

Si además rebuscamos en la gestión de personas 2.0, nos encontramos que el escenario se agrava, ya que la mayoría de esas empresas (incluso empresas bastante mayores de tamaño), no han oído hablar de la web 2.0 y ponen cara de “tendré que hablar con mi informático para que me instale una web de estas que están de moda”.

Las empresas pequeñas llamemoslas pymes o micropymes, que como vemos representan casi la mitad de las empresas existentes en nuestro país, están bastante abandonadas por los expertos en gestión de personas y no encuentran modelos que puedan aplicar para su mejora.

Si alguien piensa que esto es un tema de novedad, que la gestión de personas 2.0 acaba de llegar y que se está expandiendo todavía, permitame recordarle que si hace una búsqueda en la bibliografía habitual de gestión/dirección de personas de los últimos 10 años, posiblemente no encontrará muchas publicaciones enfocadas a este colectivo.

En resumidas cuentas tenemos un montón de empresas, que ocupan a la mayoría de los trabajadores españoles, abandonadas a su suerte y sin referencias válidas en la cuestión de cómo dirigir de una manera eficiente a sus trabajadores para mejorar su productividad y asegurar su supervivencia. Creemos que ya es hora de empezar a reducir nuestra óptica y empezar a ofrecer soluciones válidas para esas empresas tan vitales para nuestro tejido empresarial.

Desde Personas y Proyectos nos comprometemos a iniciar una serie de posts periódicos para  ofrecer nuestro humilde punto de vista sobre algunos de los procesos de gestión de personas que consideramos imprescindibles para esa tipología de empresas y nos gustaría contar con la colaboración de todas aquellas personas en situación de transferir sus conocimiento de esta cuestión y si es desde el punto de vista de Personas 2.0 mucho mejor.

Esperamos vuestras aportaciones y comentarios.

BEBÉS Y EMPRESA: ¿De verdad son tan diferentes?

Esta semana han tenido lugar dos hechos cotidianos, que pueden fácilmente pasar inadvertidos, ya que ambos han tenido lugar en una línea de autobús urbano en horas centrales.

El primero de ellos ocurrió el lunes a mediodía. El autobús iba bastante lleno, la mayoría de las personas que allí estaban iban en silencio pensando en la comida que irían a disfrutar, sus problemas y/o sus alegrías. Se subió una mamá con un carrito y un bebé de aproximadamente un año. Una vez se hubo colocado (donde pudo), comenzó a hablar con su hijo de las cosas que había hecho en la guardería y del libro que llevaba entre manos. Casi automáticamente comenzó a cantar una canción a la par que el crío; (hasta aquí una historia de lo más habitual). Fue entonces cuando las personas que tenía alrededor (y no tan cerca), comenzaron a observar la situación e, instintivamente, muchas sonrisas se iban dibujando en las caras de los observadores (estoy segura de que muchos habréis vivido esta situación).

Paso a la segunda anécdota que ha tenido lugar hoy mismo, en la misma línea y aproximadamente a la misma hora. En este caso ha sido un papá con su hija de 3 años (en función de la altura es el cálculo que he hecho). Se han colocado detrás de mí, al final del autobús, ella sentada encima de las piernas de papá. En esta ocasión, ha sido la niña la que ha comenzado a cantar una canción “de campamento” que, con la coreografía sincronizada, hace un repaso por casi todos los elementos de la vajilla de cualquiera de nuestras casas. Además de sonrisas, he podido ver personas que (en frente de la niña), tímidamente se han unido a los gestos de la canción.

¿Qué relación tienen los bebés y niños pequeños con los Recursos Humanos y las políticas centradas en las personas?

La conclusión que he extraído ha sido sencilla en cuanto a asociación se refiere.

Objetivamente, los bebés no hacen “nada productivo” (disculpad la afirmación), pero, en el momento que perciben que estamos pendientes de ellos y les escuchamos, nos sonríen, nos dan todo sin darnos nada y consiguen extraer lo mejor de cada uno de nosotros.

Si traemos a nuestra mente la lista de las empresas mejor valoradas por sus trabajadores, encontraremos un denominador común, repetido hasta la saciedad: los empleados se sienten parte de algo, se encuentran cómodos con el ambiente que hay (más o menos familiar) y sienten que de verdad se les tiene en cuenta PORQUE SE LES ESCUCHA.

 

La comunicación, la motivación, son conceptos muy manejados en lo que a estos temas se refiere pero, ¿por qué se nos olvida lo más importante? Escuchar a las personas que forman parte de nuestra organización; saber cómo se sienten, qué pueden aportar en pro de la empresa, por qué observamos menos colaboración en algunos casos, etc.

Desde mi punto de vista, muchas veces tratamos de implantar y transmitir unos valores, una cultura, unos mecanismos demasiado complicados, cuando tenemos la solución delante de nuestros ojos. Escuchar, dejar participar, conseguir sacar lo mejor de cada uno de los miembros de la organización teniendo en cuenta las particularidades de cada uno.

A %d blogueros les gusta esto: